El Trastorno de Despersonalización/Derealización es una condición poco comprendida que implica una desconexión persistente o recurrente de uno mismo y del mundo exterior. Las personas que experimentan este trastorno a menudo se sienten separadas de sus propios pensamientos, sentimientos y cuerpo (despersonalización) o perciben su entorno como irreal, como en un sueño (derealización). Este artículo explora las facetas de esta desconcertante condición.

¿Qué es el Trastorno de Despersonalización/Derealización?

Este trastorno se caracteriza por episodios frecuentes y prolongados de despersonalización y/o derealización. A diferencia de breves experiencias de desconexión que muchas personas pueden experimentar en su vida, este trastorno implica una alteración significativa y angustiante que afecta la capacidad de una persona para funcionar en la vida diaria.

Síntomas y Manifestaciones:

Los individuos con este trastorno pueden describir sentirse como un observador externo de sus propios pensamientos o cuerpo. Pueden sentir que las personas y los objetos a su alrededor son irreales, distantes o borrosos. Estos síntomas pueden ser extremadamente perturbadores y a menudo se acompañan de ansiedad y una sensación de pérdida de control.

Causas y Factores de Riesgo:

Aunque la causa exacta es desconocida, se cree que el trastorno puede ser desencadenado por un trauma severo, estrés crónico, abuso de sustancias o ciertas condiciones médicas. También puede estar relacionado con un mecanismo de defensa del cerebro para lidiar con el estrés o el dolor emocional.

Diagnóstico y Tratamiento:

El diagnóstico se basa en los síntomas reportados por el individuo y una evaluación psicológica exhaustiva. El tratamiento puede incluir terapia cognitivo-conductual, medicamentos para tratar los síntomas concomitantes como la ansiedad y la depresión, y técnicas para manejar el estrés y mejorar la conexión con el entorno y el yo.

Impacto en la Vida Cotidiana:

El Trastorno de Despersonalización/Derealización puede tener un impacto profundo en la vida personal y profesional. Los afectados pueden encontrar difícil mantener relaciones, trabajar o realizar actividades diarias, debido a la sensación constante de desconexión o irrealidad.

El Trastorno de Despersonalización/Derealización es un desafío significativo para quienes lo experimentan. Con una comprensión más profunda y tratamientos efectivos, es posible manejar los síntomas y mejorar la calidad de vida. Este trastorno resalta la complejidad de la experiencia humana y la importancia de abordar la salud mental con compasión y profundidad.